Nacionales

Archivos robados a COMADRES, parte de la memoria histórica


Redacción YSUCA / 23 julio 2021 / 5:00 pm

Foto Radio YSUCA, Jaime Romero

El Comité de Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos y Asesinados Políticos de El Salvador, Monseñor Óscar Arnulfo Romero (COMADRES) denunció a la prensa que una vez más las víctimas y sobrevivientes del conflicto armado han sido re victimizadas con el robo de archivos históricos que tenían en el local.

Los archivos de esta organización forman parte de la memoria histórica del país, con base a la jurisprudencia nacional e internacional  lograda en el Estado salvadoreño con la sentencia 763 de la Sala de lo Constitucional sobre los archivos de Tutela Legal del Arzobispado.

El Comité de Madres se enteró de la desaparición de los archivos, al día siguiente de ocurridos los hechos, es decir, el 21 de julio, por lo que ese mismo día denunciaron ante las autoridades policiales el hecho para que se procediera a la investigación.

Blanca Lidia García, integrante de la junta directiva de COMADRES, pidió la devolución de los documentos que se robaron del local.

“Se han llevado expedientes de niños desaparecidos, se han llevado expedientes de personas adultas desaparecidas y también se han llevado testimonios donde las madres narraban detalladamente cómo fueron asesinados… Por lo tanto hacemos un llamado a cualquier persona que se haya llevado estos documentos, sabemos que no los van a ocupar, sabemos que solo es un acto de hacer daño en contra de COMADRES, por lo tanto solicito que los devuelvan, porque es parte de nuestra historia”, pidió García.

COMADRES denunció a principios de junio del presente año que la Federación Nacional Sindical de Trabajadores Salvadoreños, FENASTRAS, la estaba desalojando de la casa, que ha sido su oficina desde 1988. También reportó la destrucción de archivos resguardados desde la guerra.

Ante esto, COMADRES pide al procurador para la Defensa de los Derechos Humanos acompañar el proceso de resguardo de los archivos, a la Fiscalía General de la República que realice la investigación y deducir responsabilidades, a las organizaciones de derechos humanos que brinden su apoyo, ya que los archivos robados son esenciales para la búsqueda de la verdad, justicia y reparación para familiares de las víctimas del conflicto armado salvadoreño.

Elí Hernández de la Asociación Pro-Búsqueda manifestó que los documentos que se han robado son de suma importancia ante las violaciones a los derechos humanos durante el conflicto armado y de utilidad para la búsqueda de desaparecidos.

“Entonces, esos documentos llevados de acá son parte de ese silencio que se ha querido imponer desde el Estado por muchos gobiernos hasta la actualidad y en ese caso es bastante grave que toda esa prueba que estaba guardada desaparezca”.

Otro de los problemas que ha enfrentado COMADRES es que FENASTRAS ha querido quitarles la propiedad que fue donada en 1988, año en el que el Comité de Madres aún no tenía personería jurídica.

Ante eso, Blanca Lidia García manifestó que la casa fue donada por el partido de Mujeres Laboristas de Noruega.

“Es por eso que nosotros hemos solicitado el apoyo del Partido Laborista de Noruega y nos han hecho llegar, recientemente, esta carta donde solicitan a FENASTRAS que cumpla su compromiso y que nos hagan el traspaso a nuestro nombre”.

La organización COMADRES jugó un papel importante durante los años de la guerra en El Salvador dado que brindó acompañamiento a los familiares de desaparecidos durante el conflicto armado y, además, documentó casos de graves violaciones a los derechos humanos. Documentación que ahora ha sido sustraída de manera ilegal.