Dale play


Nacionales

Exhuman cuerpo de fallecido por sospecha de tortura policial y no por COVID-19 como se les informó a sus familiares


Redacción YSUCA / 12 mayo 2020 / 6:52 pm

La Fiscalía General de la República realiza una investigación por la supuesta tortura y muerte de un reo que guardaba prisión en las bartolinas policiales de la Subdelegación de Zacatecoluca, en el departamento de La Paz, por atribuírsele el delito de Homicidio Agravado, en perjuicio de un soldado.

Se trata de la muerte de Luis Iván Mejía Bonilla, quien, según el testimonio de los familiares, había muerto por coronavirus, les informaron. Los familiares aseguran que, cuando destaparon el ataúd, encontraron el cadáver esposado y con signos de tortura.

La Fiscalía General de la República, a través de su Unidad de Vida e Integridad Física, ordenó la exhumación del cuerpo de Mejía Bonilla, en el cementerio del Cantón Santa Teresa, de la jurisdicción de Santiago Nonualco, en el departamento de La Paz.

El cuerpo fue trasladado al Instituto de Medicina Legal de San Salvador donde le  practicaron la autopsia respectiva, una vez realizada, el cadáver fue retornado al cementerio para su inhumación.

Según la información oficial, el reo, estando en detención, comenzó a sentirse mal, presentando fiebre y vómito, por lo que recibió la respectiva atención médica, el malestar empeoró y presentó fiebre alta, vómitos y convulsión, por lo que fue trasladado de emergencia al hospital Nacional Santa Teresa, donde llegó fallecido.

La Fiscalía General de la República investiga el hecho para determinar las causas reales de la muerte y deducir responsabilidades.

Escribe tu comentario