Dale play


Nacionales

Organizaciones religiosas rechazan la confrontación entre los órganos del Estado salvadoreño


Redacción YSUCA / 13 febrero 2020 / 7:31 pm

Miembros de la plataforma global ACT ALIANZA exponen su preocupación ante crisis del Estado salvadoreño.

ACT ALIANZA es una plataforma global de organizaciones basadas en la fe, cuyo compromiso es trabajar por la justicia, la libertad y el respeto de los derechos humanos. Estas instituciones expresan su preocupación ante lo sucedido el pasado domingo 9 de febrero en la Asamblea Legislativa, ya que generó una crisis de institucionalidad.

Guadalupe Cortés, reverenda de la Iglesia Luterana Salvadoreña, manifestó que las acciones efectuadas por el Ejecutivo el pasado domingo son repudiadas por los miembros de la alianza, ya que se desplazan aquellos temas de interés nacional como el agua, las pensiones, la migración y desplazamiento forzado.

Ante esto instan a los tres órganos del Estado a que se tomen medidas, ya que la institucionalidad del país está basada en la existencia de tres poderes autónomos.

Por su parte Carlos Rauda, representante de ACT ALIANZA recalcó que se encuentran expectantes y recomienda que se debe buscar otra solución a la crisis que actualmente poseen los Órganos Legislativo y Ejecutivo, esto debido a las acciones tomadas por el presidente el pasado domingo, las cuales no son una solución viable para el país.

 “Esperamos que las cosas se solucionen de otra manera. Un llamado a la insurrección es un tema que lleva a conflicto, que lleva a atenciones, una insurrección siempre atenta contra la misma institucionalidad, incluido el Ejecutivo”, manifestó Rauda.

Las organizaciones miembros de la alianza instan a los funcionarias del Estado salvadoreño a un compromiso con la población, ya que son los responsables de velar por los intereses de la mayoría, además exhortan a los órganos del Estado a que se busquen condiciones que garanticen el diálogo, tomando en cuenta la transparencia, el acceso a la información y participación ciudadana, para no agudizar la actual crisis que pone en riesgo la institucionalidad.

Escribe tu comentario